¿Sindicatos en plural?

Siempre me ha molestado, pero mucho, que se hable de sindicatos en plural, como por ejemplo cuando dicen: “es que los sindicatos”. Oiga, maticemos ¿qué sindicatos? Es un intento de meter en el mismo saco a dos organizaciones que no tienen nada que ver y el principal matiz es que uno son LAS Comisiones Obreras y el otro es LA UGT. Ya sólo desde el punto de vista semántico, las diferencias son importantes y significativas.

Tal vez sea por esa manía mía, por lo que me fijo en el tratamiento que se le da a las organizaciones sindicales, como me fijo en el que se le da a las organizaciones políticas. Comparar o meter en el mismo saco a CC.OO y a UGT es como comparar o meter en el mismo saco a IU y al PSOE y las diferencias son más que notables.

A mi me ha pasado tener que sentarme en el mismo lado con uno que decía representar al sindicalismo de clase y que tenía como lectura preferida los libros de César Vidal, de quien decía, además, que era cojonudo y que explicaba la historia como nadie. Ahora siéntate y explícale que el sindicalismo no consiste en ver el ¡oiga, que hay de lo mío! Toma aire para contarle que el sindicalismo no consiste en la defensa de algunos trabajadores, sino en la defensa de la clase trabajadora. Después siéntate frente a la empresa, él como UGT y yo como CC.OO y comprueba que es lo sale.

A todo esto con el mandato de la unidad sindical  y sin dar muestras de desacuerdo de las que se pudiera aprovechar el enemigo. Ahora te preguntarás ¿y quién es el enemigo? En algunos momentos yo también me lo preguntaba. La empresa siempre ¿hay alguno más? 

No sé si se puede generalizar esta experiencia mía, pero es mi experiencia y es la percepción que me ayuda a analizar la realidad. Ahora mismo, y por experiencia, diría que CC.OO. hace tiempo que hubiese convocado una huelga general y pasado a la acción y que está haciendo verdaderos esfuerzos porque UGT se sume a esta iniciativa. Si analizamos el discurso que Toxo y Méndez han mantenido en estos dos años, las diferencias todavía son más perceptibles. El problema, como siempre, es la unidad sindical que te obliga a negociar por un lado con UGT y por otro, ya de manera conjunta, con la empresa.

¿Por qué entonces ese interés de meter a los dos sindicatos en el mismo saco?

Dos de los principios de la propaganda de Goebbels decían lo siguiente:

  • Principio de simplificación y del enemigo único. Adoptar una única idea, un único Símbolo; Individualizar al adversario en un único enemigo.
  • Principio del método de contagio. Reunir diversos adversarios en una sola categoría o individuo; Los adversarios han de constituirse en suma individualizada
  • No nos olvidemos, que los medios de comunicación son grandes capitales metidos a informadores, que además tienen la misión de crear la opinión pública.

    3 Respuestas a “¿Sindicatos en plural?

    1. Esto es complicado. Tu experiencia es esa y seguro que tienes mucha más que yo. Pero en mi empresas no fue la UGT la que consiguió presentar una lista (de hecho no pudieron presentar ninguna), con 17 votantes del PP y 3 de izquierdas.

      De esos 17 hoy sólo queda 1. El resto se ha ido poniendo el cazo, al encontrarse que eso de “qué hay de lo mío” no fue una opción en la negociación con la empresa, sólo el darles pasta para que se fueran.

      Luego mi tía, de la UGT de la Vega Baja, cuando yo comentaba el tema alucinada, me respondía que ¡y qué me esperaba yo!…

      Así que yo te creo a ti, la creo a ella y tengo mi propia experiencia.

      El resultado. No confío en los sindicatos, ni juntos ni separados.

    2. Joé, yo pensaba que ibas a mentar un poco al menos al resto. Porque lo jodido también es que se hable de “los sindicatos” refiriéndose a dos cuando hay un montón de ellos, y en muchos casos incluso con mucho peso. Por ejemplo, en Castilla y León, el STEs es o ha sido en ocasiones mayoritario en educación obligatoria, la CGT ha tenido un peso muy grande en ciertas industrias y polígonos de Valladolid, etc. Por no hablar de ELA y demás en Euskadi, claro, u otros ejemplos similares, o de sindicatos corporativos al estilo CSIF. Creo que los de IU, hartos de que nos digan “los de un partido y los de otro” también deberíamos tener esa sensibilidad.

      Y, en cuanto a las diferencias entre CC.OO. y UGT evidentemente las hay, como organizaciones. Cada caso concreto, como señala Nynaeve, es un mundo, pero es cierto que son diferentes. Ahora bien, es lógico que se vea como un solo ente cuando la unidad de acción conjunta, sobre todo a nivel estatal, es permanente. Raro es que salga Toxo sin Méndez y viceversa.

    3. Yo pertenezco a CCOO desde 1988, soy del sector critico precisamente por que no me gustaba el funcionamiento del sindicato. Muchos amigos se fueron hace ya 10 años viendo lo que se veía, pero como yo, hay más gente de izquierdas que seguimos afiliados, nadie nos va a echar de un sindicato creado por comunistas con mucho esfuerzo y lucha.
      De la UGT puedo decir que son desde siempre el sindicato del PSOE, sumisos a sus concejales, a sus alcaldes, a Felipe Gonzalez y ahora a Zp y muchas veces a los empresarios. Es verdad que son ellos los que frenan el sindicalismo de clase de este país, hay que tener en cuenta que el PSOE ha gobernado la mayor parte de la ultima epoca democratica. La UGT en mayor medida que CC.OO. han contribuído a que exista tanto sindicato amarillo que representa al capitalismo y a la derecha.

    Responder

    Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

    Logo de WordPress.com

    Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

    Imagen de Twitter

    Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

    Foto de Facebook

    Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

    Google+ photo

    Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

    Conectando a %s